Consejos para viajar a Sri Lanka

Sri Lanka es un país situado al sur de la India y que por ese mismo motivo, el clima es prácticamente ecuatorial con calor muy húmedo incluso en época seca. La estación húmeda es cuando llueve más, y los monzones dejan caer sus chaparrones a diario y constantes de los meses de mayo a octubre. El resto del año, temporada seca pero no descartes lluvias más intermitentes y puntuales. Así pues que no te falte nunca un chubasquero y protector solar. Para cuando visites las tierras altas es aconsejable alguna prenda más de abrigo pues por la noche puede refrescar algo más, aunque no te esperes frío para nada. Una chaquetita ya estaría bien.

Seguramente querrás hacer algún treking por las tierras altas, así que un buen calzado para ello, es necesario además de que te irá bien. No pasas calor y para la lluvia es lo mejor pues no traspasa el agua.

Querrás también hacer algún Safari. Hazlo porque a parte de no ser muy caros, es un lujo ver la cantidad de animales salvajes que hay en Sri Lanka, y no te los has de perder. Ropa cómoda y siempre haciendo caso al guía conductor que te pueda tocar. Al acabar el safari, tendrás que dar una propina al conductor por acercarse lo máximo posible a los animales para que puedas fotografiarlos. Dásela y sin problemas.

Cuando visites los templos y antiguas ciudades recuerda que son lugares sagrados y tendrás que quitarte el calzado e ir adecuadamente vestido. Lleva siempre calcetines si no quieres ir descalzo, y taparse hombros y piernas. Así que lleva pantalones que puedas hacerlos largos después, o cortos, y prohibido cualquier prenda de tirantes o sin camiseta. Si puedes lleva algún pareo también te podrás tapar con él. Los templos ocupan grandes extensiones y tendrás que caminar a ratos, así que calzado cómodo y práctico.

Como el calor es bastante húmedo, recomiendo llevar alguna toalla y toallitas refrescantes, y si acabas con la ropa empapada, llévate algo de repuesto. Lo agradecerás y te sentirás más fresquito.

Cuando vayas a ver los típicos pescadores en las playas del sur de Sri Lanka, recuerda que se ha convertido en una atracción turística y que seguramente te cobrarán por hacerle fotos. Llega a un acuerdo-pacto antes de hacerles las fotos y todos tan contentos.

El tuck tuck es el transporte más barato y fácil de conseguir pues hay miles de ellos. Incluso podrás hacer alguna excursión desde tu hotel, si lo que vas a ver no está a demasiados kilómetros. Aunque he de decir que los taxis tampoco son demasiado caros, y te harán distancias más largas. Incluso puedes reservarlo nada más llegar y hasta el final de recorrido. Te cobrarán por dia.

No te preocupes por la comida. Hay de todo tipo y muy orientado al turista. No te costará encontrar un buen restaurante y a muy buen precio.

Reserva hoteles con piscina, pues allí se madruga mucho para hacer las visitas y así por la tarde podrás pegarte un baño en la piscina de tu hotel para refrescarte y tomar algo, no te arrepentirás y lo agradecerás. Además calidad precio no son nada caros. Vale la pena.

No olvides probar y beber la cerveza por excelencia de Sri Lanka, Lion. Querrás beberla siempre.